Cómo analizar los resultados de email marketing

Conoce todos los datos de tus campañas

Analizar los resultados de las campañas de email marketing debe ser una de tus principales prioridades cuando pones en marcha tu estrategia de envíos de email a tu base de clientes o suscriptores. Y sí, sé que muchas veces el tiempo no da para todo, pero créeme que estarías desaprovechando información muy valiosa si no analizas los datos para saber en qué aspectos debes mejorar y qué es lo que está funcionando bien.

Pero, ¿cómo analizar los resultados de una campaña de email marketing? Ya te adelantamos que sí, que la tasa de apertura es uno de los principales KPIs de una estrategia de envíos de email, pero no puedes quedarte solo con este indicador.

Para realizar un análisis más completo de los resultados de email marketing, primero es necesario saber cuáles son tus objetivos.

Cuando creas un newsletter informativo para anunciar una mejora en tu servicio técnico, la tasa de apertura será uno de los indicadores más importantes para ti. Saber cuántas personas han visto tu correo te permite tener una idea de cuánta gente está al tanto de las novedades de tu negocio.

En cambio, si creas una campaña de email con una oferta exclusiva y un link hacia tu catálogo de productos, deberás fijarte más en el click through rate o, lo que es lo mismo, el número de clics que se obtienen en un enlace determinado.

Como no todas las campañas persiguen los mismos objetivos y no vas a poder medir el comportamiento de tus usuarios o suscriptores con tan solo una métrica, lo mejor es que siempre tengas a mano un informe con los principales resultados de email marketing.

Analizar los resultados de tus campañas de email marketing

No siempre vas a necesitar toda la información que te voy a mostrar a continuación, pero estos son los KPIs más importantes que debería incluir cualquier informe de resultados de email marketing. ¿Empezamos?

1. Tasa de apertura

La tasa de apertura u open rate es una métrica básica de email marketing que nos indica la proporción de correos enviados que han sido abiertos por sus destinatarios. Normalmente esta métrica se expresa en porcentaje.

Por ejemplo, si pones en marcha una campaña de email marketing realizando 100 envíos y 20 de estos correos son abiertos, la tasa de apertura será del 20%.

Tasa de apertura = Número de emails enviados ÷ Número de emails abiertos

No existe un ratio de apertura bueno o malo. En función del objetivo del envío obtendrás tasas de apertura mayores o menores. Por ejemplo:

  • Envíos comerciales: En este caso llegar a tasas de apertura del 20% o 30% ya se considera un muy buen resultado en email marketing.
  • Envíos relacionados con el propio funcionamiento del servicio: Cuando realizas envíos de facturas, enlaces de alta o cambios de contraseña, por ejemplo, los ratios de apertura se disparan pudiendo rondar el 90%.

Tasa de apertura de emails

Obtener un buen ratio de apertura no solamente depende del tipo de email que envíes. Hay otros factores que influyen directamente en esta métrica:

  • Calidad de tu lista de suscriptores: Cuanto más afines a tu empresa sean tus suscriptores, mayor será su interés en el contenido que envíes y más probabilidad tendrás de que abran tus correos. Por ejemplo, si se trata de una lista de email marketing comprada, lo tienes muy difícil para obtener buenos resultados.
  • El asunto del correo: Cada día tenemos en nuestra bandeja de entrada un montón de correos comerciales, ¿cómo haces para que el tuyo destaque entre el resto? Trabaja en los asuntos de tus emails, sé original y despierta el interés de tus clientes.
  • Segmenta tu base de datos: Cuanto más segmentada esté tu lista de suscriptores, mayores serán los resultados de tu estrategia de email marketing. Por ejemplo, si tienes una tienda online de productos para mascotas, segmenta tu base de datos por animal (perros, gatos, aves, etc.) e incluso por razas o tamaño del animal. Es la mejor forma de conseguir que tu contenido sea relevante y no pulsen el botón de “Cancelar suscripción”.

2. Tasa de rebote

Además de los emails que han sido abiertos, también es bueno fijarse en cuántos emails no han llegado o han rebotado de la bandeja de entrada de tus suscriptores. Esto puede ser porque la cuenta de correo ya no existe o estaba mal escrita.

Una métrica muy relacionada con la tasa de rebote es la tasa de entrega. En este caso mide justo lo contrario, es decir, cuántos emails sí han llegado a la bandeja de entrada de tus suscriptores.

Tanto la tasa de rebote como la de apertura te ayudarán a conocer si tienes una base de datos limpia y actualizada.

Tasa de rebote = Número de emails enviados ÷ Número de emails rebotados

3. Tasa de clics

La tasa de clics o CTR (Click Through Rate) es uno de los valores más importantes y que debes tener en cuenta a la hora de analizar los resultados de email marketing. El CTR muestra la capacidad que tuviste de impactar en tus destinatarios y si han realizado alguna acción o no tras recibir el email.

Podemos definir la tasa de clics como el número de personas (suscriptores) que realizaron clic en alguno de los enlaces incluidos en tu campaña de email. Estos enlaces pueden llevar a un post de tu blog, la compra de un producto, descarga de un ebook, etc.

Tasa de clics = Clics ÷ Correos entregados

Aunque esto siempre depende del sector y el tipo de email que mandes, muchas estadísticas apuntan que una buena tasa de clics estaría en torno al 3% o 4%. De todos modos, lo importante es que tú sepas en cuáles de tus campañas recibes una mayor tasa de clics e intentes ir mejorando los resultados en tus siguientes envíos.

Tasa de clics en las campañas de email marketing

Si quieres mejorar tu porcentaje de clics, deberás también tener en cuenta algunos factores como te muestro a continuación:

  • CTA o llamada a la acción: Es fundamental que introduzcas en tus newsletters elementos que induzcan a hacer clic. Para ello utiliza textos claros y concisos, colores que resalten y colócalos siempre en un lugar visible. En este artículo te explicamos qué son los CTA y por qué son tan importantes para tu negocio.
  • Segmentación: Al igual que en la tasa de apertura de email, la segmentación juega un papel clave a la hora de hacer clic. Si el contenido no se ajusta al destinatario, tu tasa de clics será muy baja.
  • Llama la atención del usuario: Cuando pones en marcha una campaña de email marketing, asegúrate de ofrecer a tus suscriptores alguna ventaja que puedan aprovechar. Por ejemplo, un descuento, una prueba gratuita, envíos express, etc.
  • Diseño: Ya sabes que un diseño limpio y claro será mucho más efectivo. Además, asegúrate de que tus emails tienen un diseño completamente responsive. Como ya sabes, actualmente todos tenemos descargada una app de correo en nuestro smartphone, así que si no se ve o se ve mal, olvídate de que alguien haga clic en tu newsletter.
  • Realiza un test A/B: Crea diferentes versiones de un mismo email para comprobar en una pequeña muestra cuáles tienen mayor aceptación y envía el que mayores resultados reporte. ¿No sabes cómo hacerlo? En este post tienes 10 ideas para crear un test A/B.

4. Tasa de conversión

Cuando diseñas una campaña de email debes tener claro su objetivo, por ejemplo, suscripciones a una prueba gratuita. Entonces, uno de los resultados que te interesará saber es cuántas personas completaron dicha acción, es decir, cuántas personas se han suscrito.

Tasa de clics = Acciones completadas (suscripción, ventas…) ÷ Correos entregados

5. Tasa de bajas o cancelaciones

La tasa de bajas o cancelaciones te permite conocer cuántos usuarios han decidido cancelar la suscripción a tus campañas de email marketing tras recibir un correo. Conocer esta cifra es vital para saber cuánto engagement generas entre tus suscriptores o cómo de interesados están en el contenido que envías.

Tasa de baja = Direcciones de email canceladas ÷ Correos entregados

En este sentido quiero recalcar nuevamente la importancia de segmentar tu lista de emails. Cuando uno de tus destinatarios decide que no quiere recibir más información de tu empresa, es que no está interesado en el contenido que le envías. En cambio, si eres capaz de crear campañas diferentes para cada tipo de cliente te será mucho más fácil mantenerlos en tu lista para futuros envíos y futuras oportunidades de venta.

6.  ROI

Como en cualquier otra estrategia de marketing online, conocer la rentabilidad o el ROI de tu estrategia de email marketing te ayudará a saber si es una estrategia que puede funcionar bien para tu negocio, o bien, si es mejor destinar estos recursos a otro canal.

Para calcular esta tasa, es necesario que conozcas tanto los ingresos que genera tu campaña de email y los costes en los que has incurrido.

ROI = (Ganancias de la campaña – Coste de la inversión) ÷ Coste de la inversión

Aunque en muchas ocasiones se dice que el email marketing está muerto, muchos informes todavía demuestran el potencial de esta estrategia indicando que el retorno de la inversión en esta estrategia es del 3800% (DMA).

La pregunta: ¿Y cómo obtengo yo todos estos datos?

La respuesta es muy fácil: utilizando una buena herramienta de email. Por ejemplo, con GoDaddy Email Marketing tendrás acceso a un panel de estadísticas muy completo para poder medir los resultados de tus newsletters.

El el propio panel de administración de la herramienta verás un resumen del resultado de cada una de tus campañas, tal y como te muestro en la siguiente captura de pantalla:

Resultados Email Marketing GoDaddy

Eso sí, si necesitas más datos, ¡también los tienes! Simplemente pulsa sobre la opción “más estadísticas” y se abrirá un panel más completo con todos los datos que necesitas para realizar un análisis completo.

¿Quieres más información? Si crees que es el momento de esforzarse más en tus campañas, aquí te dejo algunos artículos que pueden interesarte: