Claves para la digitalización de las pequeñas empresas y autónomos en España

¡Adéntrate en la red para seguir adelante!

Con la presentación de la segunda edición del informe “¿Tu negocio tiene web? Oportunidades y retos que plantea el entorno digital a los autónomos y pequeñas empresas de España en 2020”, desde GoDaddy quisimos acercarnos desde el primer momento al punto de vista que tienen este tipo de negocios y emprendedores sobre la facilidad de adaptarse a las nuevas tecnologías, intentando esclarecer cuáles son las vías de transformación digital que más les conviene a cada uno.

A lo largo de todo el documento se manifiestan varias de las claves por las cuales existe todavía mucho desapego y falta de información clara sobre cómo pueden las pequeñas empresas españolas transformar su negocio hacia el mundo digital y ofertar sus productos o servicios mediante la venta online, lugar hacia el cual se están dirigiendo las tendencias de los consumidores, que apuestan más por la compra desde casa en vez de acudir al lugar físico.

Este cambio debe hacerse cuanto antes para garantizar la supervivencia de miles de negocios en nuestro país. Por ello, a través de este artículo veremos qué conclusiones nos ha dejado la realización de este informe y las claves que debe seguir cualquier emprendedor para ponerse en marcha y digitalizar su empresa de cara al futuro. ¡Empezamos!

¿Qué conclusiones hemos extraído de nuestras investigaciones?

Conocemos múltiples motivos que han causado estragos en la economía de España en los últimos meses, prácticamente todos derivados de la aparición de la COVID-19. Las normas marcadas de distancia social, cierre de locales físicos durante varias semanas (todavía presente en diferentes partes del país) y la inversión en adaptar negocios a la nueva normalidad ha hecho que miles de emprendedores hayan decidido bajar la verja hasta nuevo aviso.

En muchos casos, no ha sido la causa principal sino la gota que colmó el vaso de una situación que se fue arrastrando con el paso del tiempo y explotó este año. Miles de negocios no pensaron en absoluto en la necesidad de digitalizarse para, por un lado, diversificar y tratar de captar nuevas vías de ingresos, y por otro prevenir situaciones como la vivida, que les dejó sin margen de maniobra.

Imagen de las taquillas cerradas en un vestuario.

En GoDaddy sabemos que entrar en el mundo online es un camino con muchos obstáculos a superar, pero que dedicándole un mínimo esfuerzo merece la pena por los resultados que aporta a quien apuesta por esta vía. Sin embargo, hemos extraído varias conclusiones que nos invitan a pensar que queda mucho trabajo por hacer:

Gran desconocimiento sobre el proceso de creación de una página web

La primera razón de peso para analizar la baja tasa de digitalización que impera en los pequeños negocios es la falta de información para crear una página web. Los datos extraídos nos indican que un 78% de los encuestados que no tenían web activa afirman no saber realmente qué se debe hacer para lanzar una web, es decir, no saben los pasos a seguir ni qué deben comprar para ponerse a ello.

A mayores, también existe desconocimiento sobre cuánto tiempo se debe invertir en preparar la web y cuánto cuesta todo. Aquí los datos señalan que casi tres cuartas partes de los encuestados (un 72%) creen que se tarda más de un día, mientras que para un 67% la estimación del coste supera los 100€ en total.

En el mercado existen soluciones de toda clase para lanzar una web. En GoDaddy os recordamos que ponemos a vuestra disposición Páginas web + Marketing, la herramienta con la cual podréis crear una web a vuestro gusto en poco tiempo, con un periodo de 30 días para probarlo y ver sus bondades.

“No es necesario digitalizarse” como argumento para no dar el salto

Se suele concebir el concepto transformación digital como el proceso que engloba el salto hacia la creación y gestión continua de servicios online como pueden ser una página web, perfiles de redes sociales, automatización de procesos o productos de almacenamiento en la nube.

Este proceso requiere dedicación para llevarlo a buen puerto, motivo por el cual seguramente hayamos detectado que incluso empresas ya consolidadas con muchos años a sus espaldas perciban la digitalización como algo fundamental para su futuro. No afecta solo a las grandes, sino que los pequeños negocios también son poco propensos a trazar estrategias de digitalización (solo el 31% de los encuestados considera que es importante digitalizarse).

En resumen, no es una buena idea quedarse enrocado en este pensamiento, porque el mundo actual gira en torno a Internet y todo lo que lo rodea. Por tanto, digitalizarse es obligatorio para todas las empresas.

Imagen de un chuco trabajando con su portátil en su despacho, en una mesa de madera.

No se ejecutan técnicas digitales para conocer el mercado

Si bien es cierto que más de la mitad de las entrevistas arrojaron como resultado que sí están moviéndose en busca de clientes potenciales, hemos comprobado que la mayoría de empresas prefieren centrarse en trazar y ejecutar estrategias offline para ello, como por ejemplo las técnicas de observación directa, que son correctas y pueden generar nuevos clientes, pero no acaban de explotar todos los recursos que tienen a su alcance si se centrasen en analizar los canales digitales.

Establecer una estrategia SEO en base a la búsqueda de palabras clave, gestionar las redes sociales para atender cualquier consulta y dar a conocer las novedades o prestar atención al tráfico web a través de Google Analytics resulta vital.

COVID-19 como punto de inflexión para la digitalización

Que el coronavirus ha acentuado los problemas para aquellos negocios que no se adaptaron a tiempo está claro. Es más, nuestro informe constata que el 29% de los pequeños negocios encuestados querrían haber tenido activa una página web para vender sus productos antes de la crisis, y que solo un 7% ya tenían una tienda online creada.

Por tanto, mantenemos nuestro criterio y reiteramos la necesidad de contar con una página web activa y elaborar estrategias de marketing digital que permitan a cualquier negocio adentrarse en la red y lidiar con el inconveniente de no poder abrir su espacio físico.

¿Cuáles son las claves para que la digitalización de una empresa sea exitosa?

La habitual falta de recursos y de conocimientos técnicos que tienen los emprendedores suelen ser las principales excusas manifestadas para no pensar en crear una página web. Es más, en muchos casos se ven como un enorme hándicap. Muestra de este razonamiento es que tan solo un 22% de los encuestados afirman contar con una web, porcentaje que cae hasta el 7% si hablamos de negocios con un ecommerce en funcionamiento.

Para tratar de ayudar a revertir esta situación, a continuación vamos a dar algunos trucos considerados indispensables para afrontar la digitalización con más garantías.

Invierte dinero progresivamente

Si eres desarrollador o diseñador web, en condiciones ideales lo suyo sería negociar con una empresa la creación de su página web sin más límite que tu capacidad y el tiempo que le puedas dedicar. Es decir, crear una web que cubra todas y cada una de las necesidades cueste lo que cueste. Volviendo a la realidad esto no es así, ya que muchas empresas prefieren centrar sus escasos recursos en otros caminos.

En este sentido, es cierto que las páginas web crecen y evolucionan en paralelo a cómo lo hacen las empresas. Nuestro consejo es que empieces eligiendo el producto que te permita arrancar con seguridad y posteriormente aumentar tu presencia online y mejorar las prestaciones de tu alojamiento web.

Qué necesita tu web para funcionar correctamente

¿A qué te dedicas? ¿Cuál es el producto estrella de tu negocio? No es raro ver a más de una empresa invertir un presupuesto elevado en crear una página web con mucho contenido, muchas funcionalidades, pero que a la hora de la verdad no resulta efectiva porque no está optimizada para los usuarios.

En ocasiones, vale más algo sencillo que muestre la historia de la empresa, cuál es su cometido y desplegar la cartera de productos. Para ello es importante ver qué funciones son imprescindibles a corto y medio plazo para crearla e implementar los cambios de forma escalada. Te dejamos varios artículos donde puedes recabar más información al respecto:

Imagen de un chjco trabajando con el ordenador de empresa, usando unos auriculares para concentrarse.

La importancia del contenido de calidad

Ya sea contenido escrito o imágenes como pueden ser las infografías, todo pasa por tener contenido de calidad que sea útil para tus clientes o visitantes, dependiendo de si quieres llevarlos a tu tienda o al blog. Tampoco decimos que debas ser todo un gurú en la materia, pero debes tener en cuenta que una web de calidad debe ser concisa con su contenido.

Empieza si quieres ilustrando tu web con fotografías de tu negocio, de tu día a día, además de mostrar toda tu gama de productos y servicios acompañándola de un texto explicativo sencillo.

Ser profesional sin excesos

Es frecuente pensar que tener pocos recursos significa mala o baja calidad, pero no siempre es así. Se trata de maximizar el rendimiento que se le puede sacar a dichos recursos, y en el caso de la digitalización es exactamente igual: tu tarjeta de presentación online puede aportar un valor diferencial único a tus visitantes sin necesidad de alardes.

Ante todo, la página web debe ser sencilla y clara, sin abusar de mezclas de colores estrambóticas, pensando más bien en una piesta en escena sencilla que apueste por colores contrastados como son el blanco y el negro. Tampoco debes pensar que crear menús enormes e incorporar funcionalidades que ralenticen la carga de tu web será útil.

Conoce a tu público objetivo todo lo que puedas y triunfarás

Por último, si has dado el paso no debes pensar que ya está resuelto, faltaría más. Piensa que la web es la traslación en digital de un espacio físico. Cuando abres un local nuevo, el mero hecho de abrir no implica que atraigas clientes sin más, sino que necesitas realizar alguna acción en la inauguración o en los días previos para captar la atención.

También es importante, una vez pasan los meses, ver cómo están marchando las ventas para saber cómo actúan los clientes, qué demandan y qué es lo que más compran cuando visitan tu web. En este punto es importante echar un vistazo a diferentes herramientas de analítica web que te ayudarán a capitalizar todo este aprendizaje, fundamental para la buena marcha de tu negocio.

Andrés es licenciado en Administración de Empresas y apasionado de las nuevas tecnologías y el marketing. Lleva en el mundo del hosting desde 2014. En su tiempo libre le gusta disfrutar de su gran pasión, el deporte, el cual practica siempre que puede.