¿Qué es el branded content? Ejemplos reales y estrategias para trasladarlo a tu negocio

Más allá del producto

El branded content es una técnica de marketing que surge como alternativa para que una marca pueda crear conexiones más emocionales con sus potenciales clientes.

Y es que, según un estudio de Neuromedia, cada persona recibe una media unos 6.000 impactos publicitarios al día. Es una barbaridad, ¿verdad? Aun así, ni siquiera somos conscientes de ello.

Nos hemos acostumbrado a vivir en un mundo plagado de publicidad, y nos hemos convertido en auténticos especialistas a la hora de esquivar los anuncios en distintos formatos.

Con semejante saturación publicitaria, en un mercado altamente competitivo y en una realidad en la que los usuarios basan sus decisiones de compra en aspectos que trascienden más allá del producto, las marcas tienen que idear la manera de conectar con su público objetivo y convertirse en una opción preferencial en su sector.

Y ahí es donde entra en juego el branded content. Pero ¿en qué consiste exactamente y cómo se puede aplicar a un negocio? ¡Vamos a verlo!

Da el salto al mundo online. Crea tu propia página web en menos de 1 hora con el Creador de Páginas Web de GoDaddy

¿Qué es el branded content?

El branded content -o contenido de marca- es una estrategia de marketing que se basa en la generación de contenidos relacionados con una marca que crean una conexión emocional con sus potenciales clientes.

En este caso, los contenidos se centran en los valores de la marca para conectar con los consumidores. Es decir, que se deja de lado la promoción directa de productos y servicios para apelar a una conexión mucho más profunda y. emocional.

El objetivo de las estrategias de branded content es aumentar la notoriedad y la visibilidad de la marca, conectando con nuevos clientes y fidelizando a los ya existentes en base a los valores de la misma.

En este caso, gracias a estos contenidos los usuarios asocian la marca con opciones de entretenimiento o con contenido de interés en lugar de hacerlo a anuncios publicitarios -más susceptibles de ser ignorados-.

Las estrategias de branded content no solo se reducen a marcas grandes que pueden realizar grandes inversiones. De hecho, gracias a la posibilidad de viralizar contenidos en redes sociales son muchas las pequeñas empresas y los profesionales autónomos que apuestan por este tipo de acciones para mejorar sus resultados.

Más adelante veremos los distintos tipos de branded content que existen, así como los formatos idóneos para generar este tipo de contenidos.

Pero antes vamos a ver cuáles son las características del branded content.

¿Cómo hacer branded content? Principales características

Es habitual confundir el branded content con otras técnicas o estrategias de marketing y publicidad.

Para poder distinguir qué es branded content, vamos a detallar a continuación sus principales características:

  • Su objetivo es aumentar la notoriedad de la marca, generando una conversación en torno al contenido creado que aumente su visibilidad y les permita llegar a potenciales clientes que puedan sentirse identificados con la misma.
  • En estas acciones no tienen cabida los mensajes más agresivos de venta: su objetivo es crear un contenido de valor que llegue a los usuarios y que genere una conexión con los mismos.
  • Apela a las emociones y a los valores de la marca. Por ello, el storytelling y la construcción de historias en base a los valores de la marca son clave para conseguir una conexión emocional con el cliente.
  • La marca tiene el control absoluto de la creación de contenidos, y se basa en sus valores y en las principales preocupaciones o necesidades de sus potenciales clientes para crear esta conexión.
  • Es habitual contar con la colaboración de un profesional reconocido en el sector para aumentar el alcance de la acción. Por ejemplo, estrategias con influencers que amplifiquen la visibilidad del mensaje.
  • Hay diversos tipos de branded content, así como diferentes canales para hacer llegar el mensaje a los clientes: desde los más tradicionales, como los spots televisivos, a las campañas en redes sociales.

Principales diferencias entre branded content y otras técnicas de marketing

Ahora que ya conoces las principales características de esta técnica de marketing, es posible que te estés preguntando qué diferencia hay entre el branded content y el marketing de contenidos. O, por ejemplo, el branded content y el product placement.

¡Vamos a verlo a continuación!

Branded content vs. Marketing de contenidos

Tanto contenido de marca como como el marketing de contenidos pretende alcanzar a los potenciales clientes de la empresa. Sin embargo, el enfoque es diferente.

Mientras que el branded content intenta crear una conexión emocional y una emoción positiva para atraer y fidelizar a los clientes, el marketing de contenidos busca captar y hacer avanzar al cliente a lo largo del embudo de conversión.

Es decir, que el branded content se centra en contenido de entretenimiento mientras que el marketing de contenidos se basa en contenido informacional y de utilidad para el usuario.

Sus objetivos también son diferentes: el branded content se centra en la fidelización y la notoriedad, mientras que el marketing de contenidos tiene como fin último la conversión.

Es cierto que, dentro de una estrategia de marketing, se pueden combinar diferentes técnicas para atraer a más usuarios, fidelizarlos y convertirlos en clientes de la marca. Casar ambas estrategias con éxito puede ser clave para la empresa.

Diferencias entre el product placement y el contenido de marca

El product placement consiste en la ubicación pactada de un producto en una producción audiovisual -una serie, una película, etcétera- para generar un impacto de la marca en los espectadores.

Product placement

Por ello, podríamos decir que las principales diferencias entre el branded content y el product placement son las siguientes:

  • Las acciones de product placement se centran únicamente en el producto. No asocian a la marca a ningún tipo de valor ni emoción: se basan en la simple presencia del producto para aumentar su notoriedad y llegar al consumidor.
  • Por el contrario, las acciones de branded content se centran en el contenido asociado a la marca. El producto en sí queda relegado a un segundo plano -de hecho, en muchas ocasiones no aparece de manera clara en dichas acciones-.
  • Además, en las acciones de contenido de marca es la propia marca quien decide cuál es el mensaje a lanzar y tiene un control total sobre el mismo. Por el contrario, en las acciones de product placement la generación del contenido recae sobre una persona ajena a la marca.

¿Puedes observar ahora la diferencia con claridad?

Branded content vs. publicidad nativa

Es cierto que, en muchas ocasiones, la publicidad se basa en el storytelling para conectar con el usuario. Sin embargo, existen dos diferencias radicales entre la publicidad tradicional y el contenido de marca.

Por un lado, la publicidad tradicional es intrusiva mientras que el branded content busca que sea el propio usuario quien haga por conocer el contenido.

Por otro, los formatos de publicidad tradicional se centran en vender el producto en sí en lugar de poner en foco en la conexión emocional con el consumidor.

Contenido de marca: ¿qué tipos hay?

Es cierto que hemos hablado de que, generalmente, el branded content solemos asociarlo a contenido de entretenimiento. Sin embargo, ¡no siempre es así!

De hecho, existen 4 tipos diferentes de contenido de marca:

  • De entretenimiento, generalmente a través de apps, juegos o vídeos.
  • Educativo, en el que la marca busca concienciar sobre un aspecto concreto a su audiencia. El formato más habitual es el vídeo, generalmente en forma de vídeo documental.
  • Informativo, generalmente a modo de artículo publicado en un periódico indicando el patrocinio de la marca.
  • Perceptivo, que apela a la generación de contenidos muy sensoriales para despertar las emociones del usuario.

¿Cómo utilizar el branded content? Principales ventajas

A continuación, vamos a ver cuáles son los principales beneficios de esta técnica de marketing.

En primer lugar, estas acciones pretenden crear una conexión emocional con el usuario. De esta manera, el cliente asocia la marca a unos valores determinados, recordando la acción de marketing durante más tiempo en comparación con otras campañas meramente comerciales.

Por otro lado, esta conexión emocional favorece la viralidad de los contenidos. Especialmente, si estos se comparten a través de redes sociales.

Por lo tanto, las acciones de branded content buscan la fidelización de los clientes gracias a la generación de conversación de los usuarios en torno a la marca.

De esta manera, los potenciales clientes pueden llegar a convertirse en embajadores de la marca gracias a la generación de estas conexiones emocionales.

Mayor engagement de los usuarios, una mayor notoriedad de marca… ¿No te parece que el contenido de marca es una buena opción para resaltar frente a las empresas de la competencia en un mercado altamente saturado?

Cómo generar branded content paso a paso

Vamos a ver a continuación cómo crear un contenido de marca en distintas fases:

  1. Define cuáles son los objetivos de tu campaña.
  2. Conoce a fondo a tu cliente y escúchale. ¿Qué es lo que le preocupa? A este respecto, tanto el departamento comercial de tu empresa como el de atención al cliente pueden ayudarte a definir las necesidades de los usuarios.
  3. Una vez conozcas sus necesidades y preocupaciones, define qué tipo de contenido es el más adecuado para conectar con tus posibles clientes. Como marca, ¿qué tipo de contenido puedes crear, asociado a los valores de tu marca, que consiga conectar con tu audiencia?
  4. Define el storytelling de la campaña, el tono de la comunicación y el formato más adecuado.
  5. Determina cuáles van a ser los canales de comunicación para llegar a tu audiencia. ¿Crearás una estrategia meramente online? ¿O también apostarás por crear una campaña que combine lo online y lo offline?
  6. Define si tu contenido va a ser creado 100% por tu marca o si vas a contar con profesionales de renombre o influencers que te ayuden a aumentar el alcance de tu mensaje.
  7. Lanza tu campaña y mide cuáles han sido los resultados.

Marcas que crean branded content: ejemplos reales

Probablemente, si buscas ejemplos reales de marcas que realizan acciones de branded content encontrarás dos nombres por excelencia:

  • Red Bull, convirtiéndose en referente de la adrenalina, el espíritu deportivo y el trabajo y el esfuerzo como sinónimo de éxito.
  • Coca-Cola, asociada a la felicidad.

 

Sin embargo, si tienes un pequeño negocio también puedes hacer acciones de branded content. Vamos a ver un par de ejemplos.

Charuca es una marca de papelería y papelterapia. Su objetivo es que te conviertas en la “jefa de tu vida” y, como resultado, ha creado uno de los podcasts más escuchados en la categoría de emprendimiento y estilo de vida con entrevistas a personas referentes en su sector. Es decir: aquellas que un día apostaron por ser las propias jefas de su vida.

Minimalism es una marca de moda y accesorios que apuesta por la fabricación y el consumo responsable y sostenible. Una de sus máximas es la transparencia y, como consecuencia, a través de distintos canales de comunicación como el blog o el podcast, aportan datos reales de facturación, tecnología, fabricación de los productos, etcétera.

En ambos casos, hablamos de pequeñas empresas que han querido ir un paso más allá para convertirse en un referente en su sector. Y, como ves, no precisan un presupuesto muy alto para crear esta conexión con su audiencia.

¿Te animas a ir un paso más allá para conectar con tu audiencia?

Estudió Comunicación Audiovisual, aunque poco después de acabar la carrera se dio cuenta de que lo suyo era el mundo del marketing. Se considera una apasionada de la fotografía, los podcast y todo lo que tiene que ver con el mundo startup. Leticia Calvo forma parte del equipo de GoDaddy España, donde escribe sobre redes sociales, estrategias de marketing, Wordpress ¡y mucho más.