|  Inicio
Ayuda

Certificados SSL Ayuda

Verificar mi instalación SSL


Abre un navegador y ve a tu URL. Tendrías que ver un candado antes de tu URL que muestra que tu sitio es seguro. ¡Felicitaciones! Has instalado tu certificado y tu sitio es seguro.

Si algo no se ve bien, aquí te presentamos algunos problemas comunes y las formas para solucionarlos.

Advertencias de contenido no seguro o mixto

Según el navegador que uses, puedes encontrar imágenes u otro contenido que falte en la página. O verás un ícono de signo de exclamación u otra advertencia en el navegador que indica que el sitio no es seguro. Por lo geneal, esto ocurre porque tu página HTTPS contiene contenido HTTP no seguro. Para proteger a los usuarios de contenido mixto, los navegadores eliminan el contenido no seguro de la página o publican una advertencia de que el contenido de la página no es seguro, por lo que no se puede confiar en la página.

La buena noticia es que tu certificado está instalado y funciona bien. La mala noticia es que el código HTML de tu página tiene enlaces ‘http://’. Puedes arreglar esto cambiando cualquier enlace HTML con ‘http://’ a ‘https://’ o a una URL relativa.

Sin candado

Cuando el candado no aparece y no hay mensajes de error, es difícil saber exactamente qué parte de la configuración falló. Estas son algunas acciones que puedes hacer y con las que es más probable que soluciones el problema.

  • Revisa tu configuración de redireccionamiento HTTPS: un problema con la redirección de HTTPS es la causa más común de que el candado no aparezca. Configura tu Redirección HTTPS de nuevo y luego intenta ver tu sitio seguro.
  • Reinicia tu certificado: reiniciar tu certificado puede resolver los problemas con el certificado en sí.
  • Reinstala tu certificado: para asegurarse de que todo está configurado correctamente, vuelve y reinstala tu certificado.

Más información


¿Te fue útil este artículo?
Gracias por tus comentarios. Si deseas contactar a un agente del servicio de atención al cliente, llama a atención al cliente o usa la opción de chat que aparece arriba.
Nos alegramos de poder haberte ayudado. ¿Podemos hacer algo más por ti?
Disculpa las molestias. Cuéntanos si algo no te ha quedado claro o si no has podido solucionar el problema con la solución ofrecida .